loader
RECETAS

Guacamole de tomatillo asado con crujiente chicharrón

Nada mejor que guacamole y totopos para comenzar cualquier reunión.


  • Rinde
    8 porciones
  • preparación
    5 min
    Cocción
    15 min
  • Dificultad
    1/10

LISTA DE INGREDIENTES

  • 4 tomatillos medianos (8 oz aprox. en total), sin cáscara y enjuagados
  • 3 aguacates maduros, medio grandes
  • ½ cebolla blanca mediana, cortada en pedazos no mayores de ¼ de pulgada (aproximadamente 1/3 de taza)
  • 2 cdas. de jugo de lima fresco
  • 2 cdas. de cilantro fresco picado
  • Sal
  • Un pedazo de chicharrón crujiente de 1 oz (preferiblemente recién hecho en una tienda de comestibles mexicana)
  • Un par de cdas. de salsa picante mexicana como Tamazula, Valentina o Búfalo
  • Aprox. ¼ de taza de queso añejo, queso mexicano u otro queso para decorar, como romano o parmesano

Preparación

Asa los tomatillos en una bandeja para hornear con borde alrededor de 4 pulgadas por debajo de la parrilla del horno precalentado hasta que estén suaves y negros y con manchas por un lado, por unos 6 minutos, luego dales la vuelta y asa el otro lado. Déjalos enfriar. Con una cuchara, coloca los tomatillos en una tabla de cortar, dejando la mayor parte de su jugo en la bandeja. (Estarán tan suaves hasta el punto de casi desmoronarse). Córtalos en pedazos de ¼ de pulgada de grosor y ponlos en un tazón grande.

Haz un puré con la pulpa del aguacate y los tomatillos: corta los aguacates por la mitad, pasando un cuchillo alrededor de la semilla de arriba a abajo y hacia arriba otra vez. Gira las mitades en direcciones opuestas para liberar la semilla de un lado. Saca la semilla, luego retira la pulpa de cada mitad. Con un simple machacador de papas, un tenedor grande o el reverso de una cuchara grande, haz un puré con el aguacate y los tomatillos.

Enjuaga la cebolla picada con agua fría, sacude el exceso de agua y agrégala al tazón junto con el jugo de limón y el cilantro. Remuévelo todo para combinarlo, pruébalo y condiméntalo con sal, una cucharadita aproximadamente. Si no lo sirves de inmediato, cúbrelo con papel plástico y refrigéralo.

Para servir, corta el chicharrón en pedazos de ¼ pulgadas (el chef Rick Bayless sugiere "rasurar" el chicharrón en fragmentos rebanándolos finamente) y échale el guacamole por encima. Rocíalo con la salsa picante y añade el queso.